Hormigón impreso en fachadas

El revestimiento impreso vertical permite decorar murros, zócalos, escaleras, obteniendo un acabado profesional. Este tipo de mortero para a ser parte del soporte sobre cual se aplica, sin dar la impresión de hueco o postizo. Se puede aplicar tanto en interiores como en exteriores. Se obtiene una terminación similar al hormigón impreso, que permite variar colores y texturas, resultando acabados sorprendentes y originales.

Es un revestimiento muy resistente y una económica alternativa a los costes que puedan suponer el reemplazo del soporte donde se quiera aplicar.

Ventajas

El impreso vertical dispone de una amplia gama de moldes y colores a elegir que permiten un sinfín de posibilidades.

Imita materiales como madera, piedras, pizarras, ladrillos

Económico, decorativo y funcional

Alta resistencia e impermeabilidad

Apto para exteriores

Modo de aplicación

Limpieza del soporte. Aplicación de mortero coloreado en base cementosa sobre paramentos verticales de alta resistencia e impermeabilidad. Aplicación de una capa de desmoldeante y posterior imprimación con el molde elegido por el cliente. Aplicación de líquido de curado.